Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Condenado a seis años por violar a un menor en la ducha de un gimnasio

El tribunal califica los hechos de «repugnantes», condena al autor brasileño a ocho años de alejamiento y pago de 10.000 euros, y se opone a conmutar la pena por su expulsión de España

Í. ARRÚE / VALLADOLID
14/04/2019

 

La Audiencia de Valencia ha condenado a Daniel P. S., de 41 años de edad y de origen brasileño, a seis años de prisión por un delito de violación sobre un menor vallisoletano en las duchas de un gimnasio de Valencia, un suceso que conmocionó a la capital del Turia por tratarse de un recinto de acceso público.

El tribunal valenciano, que califica los hechos de «repugnantes», rebaja en dos años la petición de cárcel que interesaba la Fiscalía de Valencia –solicitó ocho años de cárcel–, y se decanta por la pena menor de la franja de entre seis y doce años, al entender que «el acusado no logró una plena introducción del miembro viril, aunque sí parcial» y «desistió voluntariamente tras dos intentos de proseguir con su violenta acción y no ocasionó lesiones físicas» al menor.

Fuentes del caso indicaron que el hecho de que el menor no contrató ni procurador ni abogado en el proceso, ha podido pesar a la hora de una condena mínima y sobre todo en la indemnización fijada, aunque no es una certeza absoluta. La renuncia a una asistencia letrada tiene mucho que ver con el estado de ‘shock’ personal y familiar. «Una situación en la que solo pides que todo pase pronto y tratar de olvidarlo, porque es durísimo pasar por ese trance», indicaron.

Pese a la rebaja, la sentencia se completa con seis años de inhabilitación especial para el ejercicio del derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de condena;prohibición de aproximarse a menos de trescientos metros a la víctima, a su su domicilio y cualquier otro lugar que frecuente, y de comunicar con él por cualquier medio, por tiempo de ocho años.

Finalmente le impone a Daniel P. S. cinco años de libertad vigilada y a abonar al entonces menor –ahora tiene 18 años– a pagarle 10.000 euros en concepto de responsabilidad civil, más los intereses legales de la referida cantidad, y al abono de las costas procesales causadas.

Otra medida desfavorable para el sudamericano es que deniega la sustitución de la pena de prisión por la expulsión del territorio nacional, según la sentencia 112/2019, que tuvo de ponente al magistrado José Luis Fenellos Puigcerver, a la que ha accedido este diario.

Los hechos sucedieron el 16 de julio de 2016 en un centro deportivo ubicado en el distrito de Abastos de Valencia. El menor vallisoletano, que llevaba menos de un año en Valencia tras haber pasado toda su vida en Valladolid, había acudido a una sesión de fitness de una sola jornada, y tras la misma, a las doce del mediodía, se encontraba en las duchas del gimnasio.

En esta zona de taquillas se despojó de la ropa y acudió al baño donde se duchó. Tras la ducha, llegó de forma sorpresiva el ataque. Según informaron fuentes del caso, las circunstancias se aliaron por desgracia con el supuesto agresor.

«Estaban solos en ese momento y además ninguna cámara de videovigilancia cubría o grababa la zona, así que aprovechó que el menor se agachó a recoger la llave de su taquilla que se le había caído en el plato de la ducha y le arrinconó el ahora condenado», recordaron.

Según recoge la sentencia en el apartado de hechos probados, Daniel P.S. estaba desnudo en lapuerta de esta ducha. «Se abalanzó sobre el joven metiéndose en la misma ducha que éste ocupaba, besándole y arrinconándole fuertemente con sus brazos contra la pared para inmovilizarlo, intentando al propio tiempo penetrar al joven analmente en dos ocasiones, llegando a conseguir su propósito en la primera de ellas introduciendo su miembro parcialmente por vía anal causándole dolor, no pudiendo lograr la introducción entera debido a sus maniobras de forcejeo, no produciéndose eyaculación, ni tampoco en una segunda maniobra de intentar realizar la penetración, debido al forcejeo mantenido, por lo que el acusado desistió de continuar intentando tener relaciones sexuales con el menor», resume la resolución.

El tribunal da más credibilidad a este relato, por coherente, que al del acusado, quien llegó a manifestar en el juicio que sí intentó tener relaciones con el menor, pero que fuero a instancias del adolescente. Algo que rechazan los jueces.

A juicio de la sección segunda de la Audiencia valenciana la declaración del menor es «seria, clara, discursiva, lógica y concluyente. No se advierten contradicciones. Además, se ha reiterado en sede policial, en fase de instrucción, ante las peritos psicólogas y en el seno del juicio oral, sin que existan contradicciones entre ellas», apuntan.

Pero hay más elementos a favor de la víctima. «Ambas partes coinciden en que no se conocían anteriormente, por lo que no existe enemistad subjetiva previa entre ellas No es creíble que el menor de 16 años, cuya orientación sexual pública y delante de su familia según manifiesta es heterosexual, denuncie a una persona que no conoce anteriormente por no querer mantener relaciones, exponiéndose al coste psicológico, social y familiar que implica para la víctima de tales delitos la revelación y judicialización de los hechos», agrega el tribunal en su resolución.

Como consecuencia de estos hechos, la víctima sufrió malestar emocional que le generó sesgos cognitivos y conductuales, los cuales le llevaban a adoptar medidas especiales, sin llegar a presentar una sintomatología clínicamente significativa, encontrándose en remisión la afección.

 

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria