Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Absuelto de violación por no quedar probada una relación «inconsentida»

La Audiencia recuerda que la víctima no recordó «nada» en el juicio:ni cómo, ni dónde ni cuándo

Í. ARRÚE / VALLADOLID
13/06/2018

 

Absuelto de violación y de amenazas a la víctima, su ex novia. La Audiencia de Valladolid ha decretado la absolución del joven M.L., de 24 años, de los delitos de presunta agresión sexual con penetración de dedos y del pene, y de obstrucción a la Justicia (amenazas para que retirara la denuncia)al concluir que no existe certeza de que la presunta relación que mantuvieron el día de autos, el 3 de febrero de 2015, fuera inconsentida. El fiscal había pedido para el acusado once años de cárcel.

Así lo expone la sentencia de la sección cuarta de lo Penal, que abunda además en la debilidad –más bien inconsistencia– del testimonio de la víctima durante el acto del juicio, ya que no ratificó lo expuesto en la Comisaría de Policía y en el Juzgado de Instrucción.

La joven aseguró en el Plenario que «no se acordaba de nada» en lo referente a los puntos claves del delito: ni cómo ocurrió la presunta agresión, ni si el acusado le introdujo los dedos o el pene, o cómo el acusado ejerció la fuerza contra ella. «No recuerda, en definitiva, ningún detalle, ni siquiera la hora, aunque en la denuncia dijo que fue a las 12.45», asegura la Audiencia Provincial, que, recalca, ha analizado los hechos de forma «absolutamente aséptica», sin colocar a la víctima en una situación «siquiera incómoda». Enfrente tuvo a un acusado que negó con contundencia que la hubiera violado. Incluso rechazó que hubiesen ido al Pinar de Antequera para tener sexo.

El tribunal va más allá y recuerda que ni las pruebas periciales ni las testificales salieron en auxilio de la denunciante, si no todo lo contrario. «Este tribunal ha sopesado todas y cada una de las pruebas practicadas, en su conjunto, y ha llegado a la conclusión de que no es posible dar por acreditado que no hubo consentimiento en las relaciones sexuales entre la denunciante y el acusado». Porque, el tribunal sí da por hecho que ese día los dos mantuvieron relaciones.

La potencial prueba de cargo era al final el ADNsalival –no de semen– del acusado que fue encontrado en el cuerpo de la víctima en un lavado vaginal, pero esta prueba genética no ha sido determinante para apuntalar que hubo delito:que la relación fuera inconsentida.

Según los hechos probados, M.L., que fue novio de la denunciante desde 2009 hasta finales de 2014, pasó con ella ese 3 de febrero de 2015, fecha en la que ella ya salía con otro joven, a cuenta de un Seat Córdoba que ella y su pareja habían vendido al acusado.

La joven relató ante la Policía y ante el juez instructor que tomaron consumiciones en un bar de la calle Arca Real y que cuando le pidió a M.L. que la llevara a la casa de su novio, este la trasladó al Pinar de Antequera y en este espacio consumó la violación. El acusado, que nunca llegó a ingresar en prisión provisional por estos hechos, negó con rotundidad la escapada al pinar y deslizó que si ella tenía saliva suya fue por unos ‘tocamientos’ en el coche.

El tribunal, a la vista del informe de Toxicología que reveló ADNdel acusado «mayoritariamente no espermático», sostiene que aunque M.L. negara que hubiese mantenido relaciones sexuales, cuando sí las hubo, «no significa automáticamente que no fueran consentidas, ya que la víctima no ratificó ausencia de consentimiento en el juicio oral», reza la resolución.

El letrado del acusado, Ignacio Pérez, del despacho Abogados, aseguró que la inconsistencia del relato de la víctima ha hecho prevalecer que no hubo delito. Entre otras incoherencias notorias, recogidas en la sentencia, citó el hecho de que el novio de ella la llamó al móvil cuando el acusado y la víctima estaban en el coche y ella respondió con total normalidad. O cuando después de la supuesta agresión ella llama al acusado. «Lo normal es bloquear a un agresor. Es extraño que además le llame», reza el fallo.

El acusado de acuchillar a su primo en ramiro dice que lo clavó aL «forcejear»

Fidencio M. G., el acusado de acuchillar a su primo R.H.M. el 5 de agosto de 2017 en el municipio de Ramiro, aseguró que asestó la puñalada en un «forcejeo» que mantuvo con su pariente con ánimo de repelerle cuando la víctima se dirigió a él para recriminarle que había llamado «puta» a su mujer.

Fidencio M.G. se sentó ayer en el banquillo de la Audiencia de Valladolid para ser juzgado por un presunto homicidio en grado de tentativa con la circunstancia agravante de superioridad: portar un machete de grandes dimensiones, 14 centímetros de hoja de largo, por tres ancho, que entró en el cuerpo de R.H.M., debajo del esternón, herida que solo restañó tras 60 días de curación, con una secuela de por vida de una cicatriz de 14 centímetros. El herido hubiera muerto sin asistencia médica. El fiscal pide 4 años de prisión y ocho más de internamiento en un centro psiquiátrico, ya que padece anomalías psíquicas.

Tanto el encausado como la víctima coincidieron en el preámbulo de los hechos. La víctima, acompañado de su mujer embarazada de ocho meses y medio, y de una hija, llegaron a las 11 de la noche a su vivienda de Ramiro y pasaron delante del acusado, que estaba sentado en la acera, enfrente de su casa, cercana a la anterior. En este punto el encausado y su primo relataron una versión dispar. El agredido aseguró que se dirigió a su primo –quien antaño ya había pegado a su padre– para recriminarle que hubiese llamado «puta» a su mujer y recibió directamente la cuchillada que le tiró al suelo. Fidencio afirmó que hubo un «forcejeo», en el cual le clavó el arma. Y agregó que la pareja ya había manifestado que deseaba su suicidio.

 

Última hora

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria