Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Conectados e iguales: el medio rural 3.0

ÁNGELES ARMISÉN ÁNGELES ARMISÉN
12/04/2016

 

LAEXISTENCIADE la brecha digital es una realidad tecnológica en España frente a las smart cities y esta brecha es de más de 10 puntos de diferencia si nos referimos al medio rural.

La brecha digital limita la mejora de la productividad y, por lo tanto, es casi imposible afrontar este reto en un territorio donde el despliegue de las infraestructuras de comunicación de última generación está por llegar. Según el último informe 2015 de la Comisión Nacional de la Competencia sobre el despliegue geográfico de redes de nueva generación y banda ancha, cuatro de cada diez accesos de fibra óptica se encuentran en Madrid y Barcelona.

Reducir la brecha digital entre el medio urbano y el rural no es sólo una obligación de los poderes públicos es, desde mi punto de vista, la verdadera oportunidad que nunca hubiéramos pensado hace 25 años de superar las barreras y distancias geográficas en una Comunidad de más de 90.000 km2 en la que más del 64% de ese territorio esta entre 600 y 1.000 metros de altura y el 31,6% por encima de 1.000, y con una densidad de población de 26,74 habitantes por km2, que hace difícil y muy costosa la prestación de servicios .

Las comunicaciones siempre han sido un motor fundamental de desarrollo y elemento imprescindible en la innovación. Hemos apostado por la comunicación ferroviaria en esta Comunidad vertebrando y conectando Castilla y León con el resto de España y el mundo.

Ahora tenemos que pasar de garantizar la comunicación de los territorios a garantizar la comunicación de las personas. Eso es lo que nos permite el acceso en las mejores condiciones a las infraestructuras de telecomunicaciones y fundamentalmente a la telefonía móvil y a Internet. Estar conectado supera todas las barreras geográficas y nos permite estar en un nivel superior, el global, el superior . El teléfono conecta persona a persona, la red grupos a grupos.

Probablemente, no nos hemos parado a pensar lo que supuso la llegada del teléfono fijo a los territorios, o de la luz, y lo costoso que han sido los despliegues de esas infraestructuras, pero no admitimos un núcleo rural, por pequeño que sea, sin estos servicios básicos.

Pues ante esta cuestión estamos. Las telecomunicaciones y la conectividad en estos momentos es un servicio básico para un tramo de población desde la infancia a los 50 años para los que estar conectados es imprescindible en su día a día y es esta población la que tiene que impulsar el desarrollo de nuestro medio rural.

Castilla y León tiene elementos muy importantes que nos pueden permitir una vuelta a los valores rurales esenciales. Una situación geográfica en España privilegiada siendo parte del eje Lisboa, Paris, Helsinki. Una potente industria agroalimentaria variada y muy profesionalizada en algunos sectores. Una educación por encima del resto de Comunidades Autónomas, con una excelente valoración en el informe PISA. Una garantía del mantenimiento de los servicios básicos esenciales en el territorio, escuelas, consultorios médicos y servicios sociales.

Ahora ha llegado el momento de seguir garantizando los servicios en el medio rural pero innovando en la forma de hacerlo. La conectividad nos lo permite.

¿Qué supondría para el medio rural de Castilla y León tener una red de telecomunicaciones de última generación?

1. Innovación en la prestación de los servicios básicos esenciales.

Sanidad: Además del uso de las plataformas actuales del SACYL, podríamos progresar en la atención de pacientes crónicos y de algunas especialidades.

Servicios Sociales: Avanzar para poder utilizar algunos dispositivos de ayuda a domicilio, cursos de memoria, comunicación en red de nuestros mayores etc, que muchas empresas y organizaciones como Cruz Roja están desarrollando y que no se pueden utilizar porque no hay conexión.

Educación: La evolución de muchos centros y de nuestro sistema educativo actual ya pasa por el uso de la conectividad y tenemos que facilitar que en el medio rural los niños puedan conectarse en su casa para recibir contenidos a través de plataformas. ¿Por qué no recibir la clase de idiomas a través de plataforma? El actual avance de conectividad para los centros es imprescindible pero los niños luego se desplazan a su municipio y muchas veces no tienen conexión. Una educación diferenciada en los valores del medio rural con la tecnología moderna sería una verdadera apuesta poblacional.

2. Innovación económica y empresarial.

Todos los sectores esenciales de la Comunidad para su desarrollo en el territorio necesitan estar conectados pero, sobre todo, es imprescindible para todas las nuevas iniciativas que podamos platear precisamente vinculadas a las nuevas tecnologías y que su emplazamiento depende casi exclusivamente de buenas conexiones. ¿Alguien imagina un hotel de montaña o en el Camino de Santiago que no aparezca en la red?

Hay sectores estratégicos de nuestra Comunidad cuyo negocio se ha transformado de forma estructural con el uso de las tecnologías por los usuarios o clientes como el turismo y de forma incipiente la compra de productos ecológicos o de calidad, así como la tecnología aplicada a nuestras explotaciones agrarias y ganaderas.

La infraestructura de comunicaciones es un elemento imprescindible para la innovación del sector empresarial y económico existente pero es el elemento diferenciador y de discriminación positiva para el medio rural. Una población conectada será más difícil que abandone el medio, estará más informada y tendrá más posibilidades de iniciativa laboral, económica y educativa.

Los valores rurales hacen viables los proyectos emprendedores. El talento, la cooperación, la autenticidad, la calidad de nuestros productos sirven como factores de diferenciación que tienen un gran valor social y económico. Si sumamos a esta base el potencial que ofrecen las nuevas tecnologías estamos multiplicando las posibilidades de futuro de nuestro medio rural. La palabra «desarrollo» adquiere una nueva dimensión en los pueblos: conseguir realizar lo mismo que se puede hacer en cualquier gran ciudad; el término «competitividad» alcanza su esplendor cuando unimos la igualdad de condiciones con el medio urbano al carácter único de nuestras tradiciones y materias primas.

3. Un elemento diferenciador e imprescindible para la permanencia de los jóvenes en el medio rural.

En gran parte no solo la actividad económica o el estudio de los jóvenes pasa por internet, sino también por su ocio. Nos encontramos ya en circunstancias que ni el fin de semana quieren acudir a su casa familiar o de vacaciones si no tienen conexión en el pueblo o establecimiento rural.

4. Innovación en la participación y gobernanza.

Es evidente que las comunicaciones de última tecnología permiten al ciudadano expresar su opinión desde su teléfono u ordenador de forma directa con sus dirigentes y responsable públicos. Pero las nuevas tecnologías también permiten a las instituciones abrir procesos de opinión y de participación para la toma de decisiones aunque, como es lógico, para que llegue a un grado de importancia el nivel de accesibilidad deber ser mayoritario.

Por tanto, la competencia del espacio y la gestión de las Telecomunicaciones es del Gobierno de la Nación pero los principios que caracterizan nuestra Comunidad de extensa , diversa, rural , montañosa, dispersa etc... son aplicables a nuestra nación cuyo 50% del territorio es montañoso y, pese a tener un porcentaje de medio rural similar a la media europea, en España sólo el 20% vive en este entorno frente a la media del 54% de otros países de Europa.

Si queremos aprovechar esta nueva oportunidad para vertebrar el territorio rural que nos ofrecen las redes de telecomunicaciones debemos apostar por el valor de lo rural y repensar desde la esencia desde nuestro origen como apostar por la verdadera calidad de vida. Muchos somos los que pensamos que el futuro de lo rural esta en sus valores en un modelo local conectado en global.

El binomio entre progreso y tradición es la visión en la que el medio rural debe situar su eje de desarrollo. La voluntad de los ciudadanos que apuestan por el medio rural como entorno para desarrollar su proyecto de vida no se va a poder materializar sin tener garantizado el acceso a las nuevas tecnologías como servicio básico y esencial del siglo XXI.

Ahora nos encontramos inmersos en una revolución que afecta a todas nuestras formas de hacer que el tiempo se encargará de dar nombre y entidad. Pero éste es el momento, el tiempo de nuestro medio rural, de aplicar aquellas soluciones y redes de nueva generación que garanticen las mismas oportunidades de las grandes ciudades a nuestros pueblos. Volvamos a los orígenes, pero siendo conscientes de que a todo lo bueno que hemos construido en los municipios a lo largo de los siglos hemos de sumar las respuestas a los retos de una nueva generación.

 

Última hora

CMS desarrollado por: CMS desarrollado por DiCom Medios, S.L.

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria