Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

GIMNASIA ACROBÁTICA / CLUB TRAMPOLÍN ARROYO

Un paseo por las nubes

Andrés Martínez consigue su primer gran éxito en la cama elástica con dos oros en la Dutch Cup

GUILLERMO SANZ / VALLADOLID
28/03/2018

 

Contaba el escritor galés Roald Dahl en uno de sus cuentos más famosos la historia Charlie, un niño de familia humilde que ansiaba conocer cómo era por dentro la fábrica de dulces de Willy Wonka. Un billete dorado era la llave que abría la puerta a un mundo de fantasía. Lejos del terreno de la ficción, pero dentro del marco de los sueños, el joven vallisoletano Andrés Martínez ha conseguido en Holanda un billete dorado para el Europeo y un sello en su pasaporte que le puede abrir la puerta del Mundial de Rusia. Mientras que la mayoría de jóvenes de su edad fantasean con la espalda descansando en una cama con colchón, él intenta alcanzar los suyos cogiendo impulso sobre una cama elástica.

El niño que acabó en la gimnasia acrobática empujado por una madre cansada de ver a su hijo saltando incansablemente por los sofás y las camas de casa, se ha hecho hombre. Las pillerías del pequeño Andrés se han convertido en tinta para escribir una historia llena de capítulos que narran gestas. La última en la Dutch Cup (una prueba internacional celebrada en la localidad holandesa de Alkmaar, en la que han participado las selecciones júnior de 17 países) donde el vallisoletano se colgó dos oros: uno por equipos y otro individual después de batir su mejor marca personal en el trampolín con 99,6 puntos.

Al currículum del vallisoletano le faltaba un metal precioso internacional en trampolín después de conseguir proclamarse campeón del mundo en Daytona y colgarse el bronce en el Mundial de Odense (Dinamarca), ambos en doble minitramp. El momento llegó en los Países Bajos con una actuación casi inmaculada que sorprendió al propio pupilo de Samuel Castro: «Iba a hacerlo lo mejor posible. Esperaba hacer una buena competición, pero no me esperaba tan buenos resultados», confiesa Andrés Martínez.

La medalla de oro en la Dutch Cup tiene un sabor especialmente agudo en los matices dulces. El gimnasta del CD Trampolín Arroyo vive su «mejor momento profesional» después de dejar atrás una pesadilla de nombre ‘bloqueo’, un mal que conocen bien los practicantes de este deporte que tuvo a la estrella vallisoletana lejos de la competición durante el 2016. «Hubo muchos momentos en los que salía del gimnasio con ganas de dejarlo. Cuando recuerdas eso te sirve de motivación. Sabe mejor ahora después de haberlo pasado todo. Esta medalla sabe mejor que la de Daytona porque ha sido una medalla muy esperada. He estado muchos meses entrenando y veía que no salían las cosas en las competiciones. La última que hice antes de la Dutch Cup fue un desastre. Tal vez eso me hizo salir más relajado, pensando que no tenía nada que perder», entiende. Mano de santo.

El trampolín, disciplina olímpica, es una asignatura troncal para Andrés Martínez, que no quiere meter en un cajón de recuerdos olvidados al doble mini tramp. El gimnasta pucelano ha sabido llevar su talento al terreno del trabajo para cosechar también resultados sobre la cama elástica. Después de quedarse a las puertas del mundial el pasado año, vuelve con más fuerza y con dos oros en el cuello con valor para entrar por la puerta grande al Europeo y para pagar media entrada para el Mundial de Rusia.

La primera cita le llegará a mediados del mes de abril en la capital azerbaiyana de Bakú. Allí se reunirán los mejores gimnastas jóvenes del Viejo Continente para intentar dejar su firma lo más cerca posible del medallero. «Si hago un buen ejercicio estoy en semifinales, pero para pasar a la final se tienen que dar unas condiciones óptimas. Es muy difícil, pero no descarto nada», promete y añade: «Mi objetivo es hacer una buena competición en trampolín y buscar las medallas en doble mini tramp», una meta que ve factible.

El tampón para sellar el pasaporte con destino a Rusia, donde en noviembre se celebra el Mundial, está en manos del gimnasta del Trampolín Arroyo. La puntuación de 99,6 conseguida le da una de las dos mínimas que necesita. Sólo le hace falta otra de aproximadamente 94 para acabar saltando en una cama elástica a pocos kilómetros de la Plaza Roja. Y es que da igual lo alto que pongan los techos... siempre habrá un soldado del aire dispuesto a romperle.

 

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria