Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

El futuro del pelotón

El club vallisoletano se ha convertido en una cantera ciclista de referencia en Castilla y León con 27 corredores / Las promesas, cuando crecen, encuentran acomodo en el equipo cadete

GUILLERMO SANZ / VALLADOLID
13/03/2019

 

Un icono del sillín como Bernard Hinault dejó en su legado cinco Tours y una frase de la que se debería empapar todo deporte: «El ciclismo es para todos». El francés firmó cinco palabras que bien podrían convertirse en el lema de la Escuela del Club Ciclista Arroyo, un referente a la vanguardia en el ciclismo de cantera de Castilla y León en el que han encontrado su acomodo todos los niños que han querido disfrutar de las dos ruedas con o sin hambre de competición.

A la primera pedalada, la que se dio en 2007, la han seguido una tras otra. Acelerando el paso hasta colocarse en el pelotón, donde el futuro pinta en oros para Valladolid gracias a una escuela que tiene en la cabina de mandos a todo un histórico del ciclismo como Juan Carlos Domínguez, olímpico en Sidney 2000 y ganador de una etapa en el Giro de Italia, entre otros méritos. Los padres de Arroyo lanzaron un guante que cogió hace más de una década al vuelo el exprofesional.

Hoy, esa pequeña incursión en el ciclismo de cantera se ha convertido en una realidad escrita con letras mayúsculas: 27 niños de entre 6 y 14 años que crecen en torno a una rueda. Lo hacen aquellos que miran de reojo el Tour, el Giro o la Vuelta y sueñan con estar ahí y los que sólo quieren disfrutar de la faceta no competitiva de este deporte. «Cuando nació la escuela no quería que fuera competitiva, pero lo empezaron a demandar los padres y los niños. Aunque competir no sea lo más importante, hemos conseguido ese punto de equilibrio entre los que buscan competir y los que quieren disfrutar a nivel lúdico», explica Juan Carlos Domínguez.

El trabajo ha dado sus frutos sobre la pista. Desde 2012, la escuela se ha «convertido en un equipo de referencia» en Castilla y León. Lo hace en los tres palos de la baraja que la Escuela del Club Ciclista Arroyo tiene en su mano: BTT, ruta y velódromo. Para crecer, como cualquier club, necesita el apoyo de un mecenas. En este campo ha entrado este año con fuerza Collosa, que coge el testigo como patrocinador principal de la escuela de Ángel Guerra. Ese apoyo es fundamental para seguir alimentando el motor de un cohete rojo siempre preparado para el despegue. Por sus filas han pasado dos campeones de España: Isabel Martín y Daniel Cavia, una nómina que se espera engrosar con promesas como Iván Romero o su hermano Sergio, al que Juan Carlos Domínguez ve con opciones de ganar el Campeonato de España Escolar, donde el año pasado quedó sexto. No es la única bala en su recámara: «Tenemos opciones de estar en el podio en todas las categorías del campeonato de Castilla y León (el año pasado el club consiguió cinco primeros puestos).

Un diamante tarda tiempo en pulirse. Esta lección la tiene bien aprendida Juan Carlos Domínguez, que no quiere que sus pupilos aceleren más de lo justo y necesario para no quemar su mecha antes de las grandes batallas. «Algunos padres quieren un Indurain ya, pero un niño cuando se sabe si va a ser bueno o no es con 19 o 20 años. Ahí es cuando se le ve algo para ser profesional. Hemos tenido niños buenos, pero también hemos tenido, por ejemplo, un niño que comenzó con 14 años y era de los ‘malos’ y ahora es campeón de la Copa de España y a un paso de entrar en profesional», explica Domínguez en referencia a Jesús Alfonso Arozamena.

Los futuros ‘Pericos’, Indurains o Contadores se encuentran de frente su propia universidad del sillín y el pedal cuando acaban su etapa de escuela. El club arroyano abrió hace dos años la puerta a su equipo cadete. La insistencia del Norinver de contar con la veteranía de Juan Carlos Domínguez en la carretera sirvió en bandeja de plata la opción de crear un equipo cadete. El presidente del Club Ciclista Arroyo se sumó al pelotón a cambio de que el patrocinador del equipo lo fuera también de sus cadetes. Así germinó hace dos temporadas un campo en el que encuentran continuidad los chicos salidos de la cantera. «Lo demandaron ellos. Querían seguir y me animaron a ello. Tiré de Óscar Reinoso para que ayudara y, con muy poco presupuesto, hemos logrado hacer muchas cosas. El año pasado ganamos el Campeonato de Castilla y León y terminé muy contentos con ellos», confiesa.

El pasado fin de semana, los cadetes debutaron en Alicante en la Vuelta Costa Blanca, donde consiguieron dos podios en un esperanzador estreno. La primera parada de un calendario marcado de objetivos ilusionantes. «Tenemos opciones de ganar el Trofeo Castellano y Leónes y de brillar en las pruebas que disputamos fuera. Me conformaría con alcanzar algún podio. Ganar alguna es un sueño, pero es un sueño que se puede conseguir», asegura Juan Carlos Domínguez.

 

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria