Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Palencia da el pistoletazo de salida a su potencial trufero

El Programa de desarrollo de la truficultura en la provincia impulsado por la Diputación y la Universidad de Valladolid culmina dos años de investigación con la primera feria monográfica

SANTIAGO G. DEL CAMPO
17/12/2018

 

Que la trufa tiene un alto valor añadido nadie lo discute. Es el ‘oro negro’ de la micología, un aprovechamiento forestal de tan alto valor añadido que justifica por sí mismo la plantación de nuevos bosques de encinas. Un nutrido grupo de empresarios palentinos se dio cuenta de ello hace 25 años y no ha dejado de buscar una mayor producción. Empresas punteras a nivel nacional en la planificación técnica, gestión, desarrollo y puesta en valor de la trufa, como ECM Ingeniería Ambiental e IDForest, impulsaron hace dos años una investigación específica mediante un convenio de la Diputación palentina y la Universidad de Valladolid (UVA), en concreto con su Cátedra de Micología.

Dos años de colaboración entre la Institución provincial palentina y la UVA culminaron ayer con la celebración de la primera Feria de la Trufa de Palencia, celebrada en Baltanás. Es uno de los pasos de un ambicioso proyecto que tiene como objetivo poner en valor el recurso natural y ecológico, la trufa, muy apreciado gastronómicamente a nivel internacional. Se trata de convertirlo en cultivo de elevada rentabilidad económica y que se implantaría, además, en terrenos agrícolas marginales e improductivos para otro tipo de cultivos.

Con el nombre de ‘Programa de desarrollo de la truficultura en la provincia de Palencia’, el proyecto surge tras la constatación de que Palencia goza de unas condiciones naturales muy apropiadas para la producción viable y efectiva de la trufa.

Desde su puesta en marcha en octubre de 2016, se ha elaborado un mapa de la potencialidad trufera de la provincia, con el análisis de parcelas en tres comarcas diferentes, y se ha redactado un modelo de gestión trufera, un manual práctico, didáctico y divulgativo que pueda ser usado sin tener una cualificación específica.

También se han impartido varios cursos formativos y prestado asistencia técnica a los agricultores, entre otras actuaciones, además de resolver las dudas de agricultores y propietarios de terrenos sobre la trufa y como cultivo innovador en Palencia con los mínimos riesgos, según informó en la presentación de la feria la Diputación de Palencia.

Y es que son los suelos calizos más pedregosos, que suponen más de 30.000 hectáreas en la provincia, que son considerados estériles o improductivos para otros cultivos por parte de la agricultura convencional, tienen una posibilidad mayor para la producción de este hongo subterráneo tan apreciado.

Una plantación trufera, aunque se sitúe en un suelo de ínfima categoría agraria, puede rentar anualmente de 2 a 50 kilos de trufa y un beneficio mínimo anual de 1.000 a 14.000 euros por hectárea, un rendimiento impensable con cualquier otro tipo de cultivo sobre suelos pobres.

Empresas como ECM e IDForest son garantía del éxito del programa, según la Diputación palentina, ya que están formadas por un equipo interdisciplinar en el que participa la Cátedra de Micología de la UVA. La Diputación se hace cargo de la asistencia técnica y de la coordinación, «y se desarrolla a través del trabajo conjunto de la Cátedra de Micología y las empresas para poner a disposición de la población todo el conocimiento existente sobre la trufa negra y de verano para que se realicen plantaciones truferas en Palencia y se pongan en valor terrenos poco rentables desde el punto de vista agrícola pero óptimos para este cultivo agroforestal», informó la Diputación.

La Universidad vallisoletana, por su parte, asegura que con la puesta en marcha de este proyecto, la Diputación de Palencia «vuelve a poner de manifiesto su apuesta por poner en valor de un recurso de la provincia que, en este caso, todavía no había sido abordado técnicamente y que gracias a los estudios e investigaciones de la Cátedra de Micología y de las empresas de biotecnología, su desarrollo como cultivo puede resultar muy rentable económicamente y constituir una excelente alternativa para los agricultores de la provincia».

El proyecto surge de la constatación de que Palencia goza de unas condiciones naturales muy apropiadas para la producción viable y efectiva de la trufa. Más de 125.000 hectáreas de terreno de la provincia resultan de una potencialidad óptima y pueden producir rentas elevadas en suelos agrícolas que, además, son marginales y en equilibrio con la conservación de la biodiversidad y la naturaleza.

A través de este programa se ha elaborado un mapa de la potencialidad trufera de la provincia, se analizaron parcelas en tres comarcas diferentes, se redactó un modelo de gestión trufera, se han impartido cursos formativos y se presta asistencia técnica a los agricultores, entre otras actuaciones.

ENCUENTRO

El programa, que arrancó en otoño de 2016, se clausuró ayer con la celebración de esa Primera Feria de la Trufa, que se celebró en Baltanás. Cientos de personas se dieron cita en un programa que comenzó a las diez de la mañana, presentó el logo oficial que distinguirá a partir de ahora a la ‘Trufa de Palencia’, y que tuvo su continuidad con la presentación de las primeras trufas de la temporada.

La presentación de un Manual de truficultura por la Diputación de Palencia, una demostración de recogida de trufa con perros y un taller de elaboración de productos trufados fueron otras citas de la agenda. Siguió con la apertura de un food truck y, ya por la tarde, concluyó con una charla divulgativa sobre adiestramiento de perros truferos y un taller de micorrización, la técnica que se emplea para conseguir que una encina de vivero pueda obtener trufas.

Después del encuentro, la Institución provincial de Palencia espera que se pongan en valor terrenos poco rentables desde el punto de vista agrícola pero óptimos para este cultivo agroforestal.

Se pretende disipar las dudas que agricultores y propietarios de terrenos puedan tener sobre la trufa y permitir apostar por un cultivo innovador en Palencia con los mínimos riesgos. Además se buscará potenciar un mayor conocimiento sobre este hongo a la población palentina mediante cursos formativos y diferentes actividades de promoción turística además de la Feria de Truficultura.
Entre las actuaciones desarrolladas a lo largo del programa, se ha elaborado una recopilación bibliográfica sobre la truficultura, y se ha redactado un modelo de gestión de truferas y un estudio económico, entre otras.

 

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria