Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Los guardianes del cereal

Castilla y León cuenta con el 27,5% de las 473 firmas almacenistas no cooperativas de toda España / Su perfil es el de una pyme de carácter familiar, con más actividades económicas, asentada en el medio rural, y con márgenes muy bajos

MARISOL CALLEJA
02/10/2017

 

El comercio mundial de cereales y oleaginosas es el mayor flujo internacional de productos agrarios. La volatilidad de los mercados es un hecho que condiciona la actividad de todos los operadores, expuestos a grandes fluctuaciones. Poco o nada pueden hacer los productores en un mercado global, y mucho menos influir en los precios.

Si hablamos en términos de producción, China se sitúa en el ranking como la mayor productora de cereales con el 20% mundial, seguida de EEUU, la Unión Europea, que es la primera de trigo y cebada, e India con el 16%, 11% y 10% respectivamente.

Como es sabido, España es un país deficitario en la producción de cereales, como ocurre con otros productos, con un consumo de entre 28 y 30 millones de toneladas al año. De ellas, el 70% se destina a alimentación animal, el 16% a alimentación humana, un 11% va a usos industriales y el 3% restante se utiliza para semilla. Según las estadísticas, nuestro país está entre los diez primeros importadores de cereales.

Así se refleja en el Libro Blanco del Sector de Almacenistas de Cereales y Oleaginosas elaborado por Alicia Langreo (Saborá Estrategias Agroalimentarias), con la colaboración de ACCOE, donde se pretende dar a conocer la realidad del sector, así como «su aportación a la sociedad y su papel en el conjunto del sistema alimentario».

Hay que señalar, como destaca José Manuel Álvarez, secretario general de la Asociación de Comercio de Cereales y Oleaginosas de España, que «no ha sido fácil» delimitar el universo de almacenistas en el territorio nacional, ya que no hay una definición estadística de la actividad «ni datos adecuados». De esta forma, se ha trabajado sobre la base del registro SILUM, que reúne a todos los que venden alimentos para el ganado, eliminando a los no almacenistas en colaboración con ACCOE.

Un filtro a través del que se han localizado 473 firmas en España que tienen su actividad en el mercado mayorista interior de cereales y/u oleaginosas de forma estable y para las cuales esta actividad es «prioritaria» en su negocio, a la vez que tienen «cierto volumen».

Hay almacenistas de cereales en todas las comunidades autónomas, aunque su presencia es destacada en aquellas con mayor producción. Es el caso de Castilla y León, con el 27,5% del total, y Castilla-La Mancha, con el 22%, seguida en el ranking por Aragón (11,6%), Andalucía (8,6), Cataluña (6,3) y Extremadura (5,1%).

Estas seis comunidades, como se refleja en el Libro Blanco del sector, reúnen más de 80% de las empresas del sector. Su autora destaca, en este caso, el alto número de empresas localizadas en la Comunidad de Madrid-un 6,3%-, que atribuye a la «destacada» presencia de sedes de empresas multinacionales y filiales de otros países.

Según los datos de Saborá y la información que consta en el registro, hay un número «considerable» de empresas que compatibilizan la actividad en el transporte de estos productos con el comercio mayorista, en total 157 empresas; el 33,2% de las empresas centradas en el mercado interior. Buena parte de ellas se ubican en la Comunidad, según estos datos. Y es que se tiende a la diversificación.

Francisco Álvarez de la Lama es almacenista, con sede en Villada (Palencia), y ex-presidente de ACCOE. Tiene claro el «importante» papel del almacenista de cereales en el medio rural. «Se ayuda al agricultor, compramos la cosecha, facilitamos los fertilizantes y herbicidas, preparamos la semilla y le asesoramos», señala consciente de que la competencia es «atroz».

En su opinión, muchos de los que ahora operan en el mercado «no debieran actuar». Y se refiere concretamente a las multinaciones que antes importaban barcos, y que ahora «se meten» en el mercado interior y «desplazan» a aquellos que tienen naves y almacenes.

Este almacenista estima, al igual que los resultados de la encuesta, que entre el 25-30% de los cereales y oleaginosas en España se comercializa por cooperativas y el 70-75%restante por almacenistas privados, es decir, dos tercios de la cosecha. Unos datos que se pueden trasladar también a Castilla y León.

Los precios de los cereales siguen siendo bajos con una tendencia de cierta estabilidad. Hay que tener en cuenta que a pesar de los malos datos de esta campaña agrícola en España- 2,6 millones de toneladas en Castilla y León-, no hay grandes oscilaciones ya que este año se ha registrado la segunda cosecha más alta en el mundo. La anterior fue la primera.

Lo cierto es que las cosechas están aumentando de forma exponencial, sin el que el agricultor o el almacenista puedan influir en el mercado. Su actividad, como expone Langreo, se ha vuelto «más complicada» debido a la creciente exposición del mercado europeo de cereales al mercado internacional y sus alteraciones. Una volatilidad para la que están «mal preparados» la mayor parte de este colectivo.
Álvarez de la Lama recuerda, por otra parte, que este año habrá que importar más cereal para abastecer el consumo nacional.

Todo ello, teniendo en cuenta que el sector trabaja con márgenes «muy bajos», entre el 3% y el 5%, según este almacenista palentino, y en un contexto de volatilidad en el que es «fácil» equivocarse en una operación. A pesar del papel fundamental del almacenista en la cadena de producción, se traslada en ocasiones una imagen de «especuladores» entre los agricultores y consumidores que, como recoge el informe, «puede ser utilizada en momentos críticos». El sector insiste en que el precio lo pone «el puerto más el transporte». Todo ello en un contexto internacional

Hay que recordar que en España, más del 80% de los cereales se distribuye entre las comunidades de Castilla y León, Castilla-La Mancha, Aragón y Andalucía, siendo nuestra Comunidad la mayor productora de trigo, maíz, y una de las primeras en cebada.

El girasol es el cultivo más extendido de entre las oleaginosas, con presencia en la región, que es la mayor productora de colza con el 38% de la superficie y el 32% de la producción nacional.
El trabajo realizado por Saborá entienden por almacenistas de cereales y oleaginosas del mercado interior a aquellas empresas que compran en el mercado en origen y venden en destino (industria transformadora), realizando la labor de compra a los agricultores, transporte y almacenamiento para su venta a lo largo del año.Como recoge Alicia Langreo, la gran dispersión de la producción de cereales y oleaginosas en España define la gran dispersión de los almacenistas, lo que, a su juicio, le confiere un papel «importante» en el medio rural.

En este sentido, se trata de empresas localizadas mayoritariamente en municipios menores de 20.000 habitantes, y en buena medida de 5.000 habitante. La gran mayoría además son pymes de carácter familiar, vinculadas geográfica y «económicamente» a los productores para los que resultan «imprescindibles», no solo como comercializadores de cereales u oleaginosas sino también como suministradoras de insumos y servicios. Eso sí, con una capacidad negociadora «baja» con los grandes clientes». Su pequeña dimensión y su carácter local dificulta el acceso a la información de los mercados.

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria