Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

AGRICULTURA

Anvergur se consolida como la mejor variedad de trigo duro

La sequía propicia la desaparición de la roya amarilla en los campos de ensayo del Itacyl y Caja Rural de Burgos / Basmati desplaza a Nemo como líder en trigo blando

DIEGO SANTAMARÍA
09/10/2017

 

por segundo año consecutivo, la variedad de trigo duro Anvergur ha demostrado su potencial productivo al ofrecer un rendimiento de 3.100 kilos por hectárea en los campos de ensayo de la Fundación Caja Rural de Burgos en Cerratón de Juarros. «Creemos que puede ser un trigo interesante para la zona», señala el responsable del Plan de Experimentación Agraria del Itacyl, Gabriel Villamayor. Por ello, una vez formalizado su registro en España este año, la variedad se probará de nuevo en la próxima campaña para confirmar los resultados, a poder ser en «un año mejor» climatológicamente hablando. De momento, cuenta con el visto bueno del Grupo para la Evaluación de Nuevas Variedades de Cultivos Extensivos en España (Genvuce).

Partiendo de las «diferencias abismales» de un año a otro por las «consecuencias fatales» de la sequía en términos productivos, Villamayor destaca el predominio mayoritario de las variedades antiguas en cereal. Es el caso de la Pewter en los campos de cebada de ciclo largo en Zael, con un rendimiento de 3.185 kilos por hectárea. Por detrás, con 3.080 kilos, se encuentra Jallon, mientras que en Fresnillo de las Dueñas la mejor variedad, con 3.546 kilos por hectárea, fue Carat. Sea como fuere, aunque no sean de las más antiguas, tampoco son «del todo novedosas».


Cierto es que «los testigos han ido quedando por encima» y que «la genética tiende más a los rendimientos». No obstante, el técnico del Itacyl pone en valor el liderazgo de Basmati, una variedad nueva de trigo blando de otoño que se alzó con el liderato en Cerratón tras arrojar una producción de 4.808 kilos por hectárea y desplazar a Nemo, la mejor opción el año pasado que, sin embargo, mantiene su potencial al ocupar la segunda plaza con 4.638 kilos.

Al margen de las variedades empleadas en los campos de ensayo, uno de los aspectos más llamativos de esta campaña ha sido la ausencia de ataques a los cultivos. «Cero enfermedades. No hemos encontrado absolutamente nada», detalla Villamayor antes de precisar que se detectó, de manera anecdótica, «un poco de rincosporium y un poco de septoria». En cuanto a la siempre temible roya amarilla, asegura que este año «Ha desaparecido». Pero lejos de celebrarlo, matiza que su presencia «es señal de un buen año» porque significa que «está lloviendo mucho y que el clima es adecuado».

Asimismo, recuerda que existen tratamientos y variedades que «compensan la pérdida que pueda ocasionar el ataque respecto al aumento de la producción». Y merece la pena económicamente hablando, ya que un tratamiento supone una inversión de 100 euros que resulta eficaz si se realiza «a tiempo y en el momento adecuado».

En el apartado de novedades, Villamayor remarca la incorporación de Fresnillo de las Dueñas a los Campos de Ensayo, sobre todo porque ha permitido introducir, por primera vez, variedades de cultivos ajenos al cereal que interesan a los agricultores «por las alternativas que provoca la PAC».

A pesar de que la última campaña pasará a la historia como una de las más desastrosas de las últimas décadas, Burgos puede presumir de haber salvado los muebles -dentro de lo que cabe- en comparación con el resto de Castilla y León. Sobre todo en el trigo, pues tal y como subraya el responsable del Plan de Experimentación Agraria del Itacyl, la provincia ha liderado este año la producción al acaparar «casi la mitad» del total regional. En concreto, los agricultores burgaleses obtuvieron 600.000 de las cerca de 1.3 millones cosechadas. Sin embargo, la media de 2.700 kilos por hectárea se encuentra a años luz de los 4.700 de la campaña pasada. Eso sí, la caída en el resto de la Comunidad ha sido mucho más dolorosa, llegando a superarse el 63% en la mayoría de provincias. No en vano, conviene recordar que la superficie destinada al cultivo de cereal disminuyó un 4% en relación al ejercicio anterior.

«Eso nos da una idea del potencial que tiene Burgos», agrega Villamayor para poner de relieve que los resultados pueden considerarse «buenos» dadas las adversidades meteorológicas que han generado una importante merma de los ingresos entre los profesionales del campo, hasta el punto de que muy pocos han logrado equilibran la balanza entre ingresos y gastos.

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria