Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Vidrio y tecnología se dan la mano para ganar aplicaciones

La empresa familiar Acristalamientos Vinuesa nació en 1967 en la capital soriana. Las posteriores ampliaciones han dejado una fábrica industrial de 6.072 m2 y una treintena de personas en plantilla en el polígono industrial de la localidad de Navalcaballo / Su gerente fue elegido Cecale de Oro 2017 por la patronal

MILAGROS HERVADA | SORIA
29/07/2019

 

Más de 50 años de vida dicen mucho de una empresa. Seriedad, constancia, trabajo, innovación, adaptación, en definitiva, emprendimiento día a día. Acristalamientos Vinuesa es todo eso y más porque se trata de una empresa familiar que ha sabido amoldarse a las necesidades y exigencias del mercado, buscando otros nichos de mercado cuando la burbuja de la construcción dejó tantos damnificados en el camino.

El vidrio tiene múltiples aplicaciones y desde la decoración a la rehabilitación, ha ido evolucionando «muy deprisa», como apunta el gerente de Acristalamientos Vinuesa, Felipe Parra Vinuesa, que lleva prácticamente toda su vida ligada a la de la empresa. Empezó con apenas 14 años, de la mano de su hermano mayor, y a los 20 ya se hizo cargo del negocio. Sin duda un joven precoz en el mundo empresarial que ha sabido ir creciendo y amoldándose a los tiempos.

«Te tienes que montar en el tren de la tecnología, es obligado, y hay que estar atento porque pasa por tu puerta y es mejor que te pille trabajando», recalca el gerente, marcando una pauta básica para el éxito en los negocios.

Acristalamientos Vinuesa nació en 1967 de la mano de Antonio Parra, el hermano mayor de la familia, quien ya había trabajado el vidrio en otra empresa, aprendiendo de su jefe quien a su vez se había formado en Zaragoza. Antonio marcó la estela empresarial de los cinco hermanos Parra Vinuesa, aunque las dos mujeres tuvieron que optar por centrarse más en la familia. El pequeño del clan se incorporó más tarde, recuerda Felipe, quien lleva las riendas y como tal fue reconocido el pasado año por la patronal soriana como empresario del año 2017 y Cecale de Oro, un premio otorgado por la Federación de Organizaciones Empresariales Soriana a una trayectoria muy vinculada a la provincia donde hablar de cristalería lleva unido el nombre de Vinuesa.

La empresa ofrece desde manufactura con las últimas tecnologías para ofrecer la mejor calidad, combinando experiencia con los más rigurosos controles. También fabricación, instalación y montaje como especialistas en fabricar sus propias ideas, adaptándolas a la solicitud del cliente, y por supuesto asesoramiento y distribución, ya que su actividad va dirigida tanto a profesionales como a particulares. Su actividad principal es la transformación del vidrio plano, impresos, decorativos, seguridad, manufacturas y desde 1990 son fabricantes licenciatarios de la marca de Vidrio Aislante SGG CLIMALIT (Doble Acristalamiento Aislante). Actualmente la línea de fabricación ocupa una cuarta parte de las instalaciones y trabajan varios operarios. Tras diferentes ensayos pruebas y certificaciones, obtuvieron en 1995 el sello de calidad INCE y en 2004 el certificado AENOR en el producto Climalit.

Asegura Felipe Parra que las aplicaciones del vidrio son múltiples y cada vez más innovadoras. «La tecnología va avanzando y empuja hacia nuevas aplicaciones. La maquinaria nos permite hacer muchas más cosas por eso hay vidrios que valen para casi todo», recalca. Entre sus trabajos, la protección de las ruinas de la iglesia de San Nicolás, una joya arquitectónica en la capital soriana, o la cúpula del palacio ducal de la localidad de Medinaceli, todo un proyecto de ingeniería con 700 kilos de peso.

Acristalamientos Vinuesa dedica el 60% de su actividad a la construcción mientras que la decoración, donde «se usa cada vez más», se lleva el 20% y la reforma industrial y para particulares se queda con el porcentaje restante.

Reconoce que los años de la crisis económica fueron malos pero que la recuperación ya es un hecho en la empresa, comenzando a repuntar en 2013. Lo peor llegó asociado a la creación de la fábrica nueva en 2011, y hasta 2016 no volvieron las inversiones en maquinaria y tecnología para estar a la última. Además, hubo que buscar nuevos mercados en las comunidades próximas, lo que les ha permitido ampliar horizontes y crecer.

A pesar de los baches se mantuvo a la plantilla, «para no perder valor humano y porque también damos mucha importancia a sus conocimientos y profesionalidad», destaca. El número de sus empleados oscila entre 30 y 35, en virtud de si existe mayor actividad en la construcción.

En cuanto a la facturación, que volvió a crecer tras el parón de la crisis económica, la previsión que expresa el gerente es que en este ejercicio lleguen a los tres millones de euros.

Felipe Parra destaca lo difícil que es emprender en lugares como Soria donde la falta de infraestructuras lo condiciona todo, y ya no tanto viarias como de comunicación, lamentando que la conexión a internet sea una eterna lucha. Ubicados en el polígono del pueblo de Navalcaballo, expone las dificultades por ejemplo para el arreglo de la maquinaria por la lentitud de internet. «Cuando una máquina se estropea y los técnicos se comunican puede solucionarse con el teléfono y una cámara conectada a internet en el 90% de los casos, pero con estas velocidades...», concluye.

 

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria