Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

BODEGAS GARCIARÉVALO (DO RUEDA)

Blanco de uvas y arenas centenarias

La única elaboradora de Matapozuelos, en Valladolid, suma a su gama de vinos dos verdejos criados con sus lías. Produce 500.000 botellas

MAR TORRES
09/03/2018

 

Garciarévalo comenzó a elaborar blancos que embotellaba en formato Riesling en 1991. Sus marcas Casamaro, Tres Olmos y Viña Adaja pronto comenzaron a dejarse ver en hostelería. Su producción, poco después, se situó en torno a las 300.000 botellas, volumen que ahora comercializa solo con su marca Casamaro.

Sin embargo, la trayectoria de la bodega ha cambiado: ha aumentado la producción hasta situarse en torno a las 500.000 botellas, (en esta última cosecha de 2017), mantiene las marcas Casamaro y Tres Olmos, ha añadido una más, Harenna, y ha introducido en su gama de vinos los criados con lías y uno de pago. Todo ello de la mano de la familia Arévalo, una de las dos que, con la de Benicio García, fundaron la empresa a principios de los 90.

Benicio marchó a Cataluña para buscarse un porvenir aunque no perdió la esperanza de «hacer algo» en Matapozuelos. Y así, con su amigo José Antonio Arévalo compró un pequeño lagar con bodega subterránea.

«En la primera cosecha se elaboraron 60.000 kilos aproximadamente, de las viñas del abuelo, en dos depósitos de acero y uno de poliéster», recuerda Antonio Arévalo Palomo, uno de los hijos de José Antonio y actual gerente de la empresa.

27 años después de su creación, Garciarévalo mantiene la elaboración solo de su uva, 80 hectáreas de viñedo, y la de entre 25 y 30 de agricultores de la localidad. «El 95% es verdejo y el resto viura», señala el gerente y destaca que, por la composición del suelo de las fincas donde se cultivan, las uvas tienen un carácter «diferente a las de zonas como La Seca, por ejemplo, y las acerca más a las características de la parte segoviana».

El viñedo, en espaldera, se cultiva en tres fincas:Pago Casamaro, 35 hectáreas hincadas entre los años 1995 y 2005; Tres Olmos, 36 hectáreas en reestructuración ecológica, plantado entre 1991 y 2017 y con una producción por hectárea de 6.000 a 6.500 kilos; y Camino de Valdestillas, con 20 hectáreas de una edad media de entre 20 y 25 años.

La elaboración de las cuatro marcas es similar: tratamientos naturales a la viña, vendimia mecanizada y nocturna, maceración durante cuatro o cinco horas en función del estado de la uva, prensado y fermentación. Las diferencias, sin embargo, vienen de la finca de donde proviene la uva, el tipo de levaduras con las que arranca la fermentación y que el vino tenga o no crianza con lías.

Harenna responde a la inquietud por elaborar vinos «más personales, con mayor presencia de las características de la verdejo, con más poder y complejidad en boca», señala Antonio Arévalo.

La primera cosecha de este vino fue la de 2014. Se utilizaron uvas de 12 majuelos centenarios que se conservan en suelos arenosos del municipio, en zona de pinares entre las ríos Adaja y Eresma, podados en vaso y con una producción de 1.500 kilos por hectárea. Tras la maceración en frío y prensado de la uva, fermenta con levadura autóctona seleccionada y finalizado el proceso permanece con sus lías hasta el embotellado, en junio. Después, reposa en la cava subterránea hasta que se saca a la venta en noviembre o diciembre. De la primera añada elaboraron 5.000 botellas. Volumen que ha aumentado progresivamente hasta las 10.000 que saldrán de la añada 2017.

También crianza con lías tiene el Finca Tres Olmos sobre lías. Procede de la finca del mismo nombre, de las viñas de más de 25 años, en espaldera y vendimiadas con máquina. Como las del Harenna, las uvas maceran a cinco o seis grados durante unas horas, se prensa y fermenta con levadura autóctona seleccionada. Permanece con sus lías finas, removiéndolas cada tres o cuatro días hasta que después de febrero se realiza cada una o dos semanas. Elaboran por pagos y mezclan las partidas para elaborar el vino base que de homogeneidad a esta me vino a lo largo de las cosechas.

También hay un Finca Tres Olmos sin lías, elaborado con uvas de cepas de 15 a 25 años; y un Casamaro, verdejo y viura (15%).

La bodega posees tres naves subterráneas, a 9,5 metros de profundidad, «posiblemente del siglo XVIII», de ladrillo mudéjar, de 15 por 3 metros, que se mantiene a 14 grados y un 75% de humedad.

En 2016 inicairon un cambio de etiquetas apostando por lineas más limpias y ‘clásicas’.

Exporta el 60% de la producción a Holanda, Bélgica, Suiza, Alemania, Inglaterra e Irlanda, sobre todo; así como a USA, Noruega, Canadá, Dinamarca, Polonia, Perú, Panamá y Colombia.

 

Última hora

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria