Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

VALLADOLID

La ‘app’ que desarrolla el saber y el sentir

Una profesora vallisoletana idea una herramienta para mejorar las funciones cognitivas en base al ritmo de aprendizaje / Está dirigida a niños con Trastorno del Espectro Autista o TDAH

E. LERA
08/10/2019

 

No son mentes dispersas porque sí. Les cuesta centrar el foco. Detrás de la falta de concentración, baja tolerancia a la frustración, dificultad para regular las emociones e hiperactividad se esconden trastornos que hay que diagnosticar cuanto antes. Pasarlos por alto implica una desadaptación importante en la mayoría de los contextos donde se desenvuelven los niños. Y es que poner nombre a una inmadurez en el desarrollo del encéfalo, ayuda tanto a padres como a profesores, ya que se rodean de las herramientas correctas para afrontar esta disfunción, que implica un progreso más lento.

El quid está en las funciones ejecutivas, una serie de competencias transversales –cognitivas y emocionales– ligadas al desarrollo, es decir, lo que diferencia a los seres humanos del resto de las especies: control de los impulsos, concentración, planificación, memoria operativa, entre otras. Por ello, las personas afectadas por Trastorno por Déficit de Atención con Hiperactividad, más conocido por sus siglas TDAH, tienen un desfase importante. De ahí que no se les puede exigir lo mismo que al resto de chavales de su edad. Por ejemplo, un joven de 14 años con este trastorno tiene un rendimiento cerebral equivalente a un alumno de 6º de Primaria.

Los afectados por Trastorno del Espectro Autista (TEA) o problemas de aprendizaje también sufren en silencio. Precisan de refuerzo y seguimiento externo en todo momento. Una hoja de ruta, realizada por profesionales, para afrontar de manera individual cada uno de los problemas a los que se enfrentan; aparte, tienen que luchar contra la estigmatización. Sus disfunciones son invisibles y la sociedad no las entiende.

Son muchas las acciones que buscan mejorar su día a día. Esperanza Bausela, profesora de Psicología Evolutiva y de la Educación del Departamento de Ciencias de la Salud de la Universidad Pública de Navarra (UPNA), ha ideado una aplicación para mejorar las funciones ejecutivas en la población infantil. El prototipo, que está dirigido tanto a familias como a educadores, lo maneja, por un lado, el adulto para «lanzar» los ejercicios al estudiante, pudiendo además seguir y monitorizar los resultados y, por otro, los niños, que realizan las actividades.

¿Cómo funciona? La docente vallisoletana explica que se van activando las diferentes propuestas en función del ritmo y del estilo de aprendizaje a través de seguimiento y monitorización constante de los progresos del pequeño. En la actualidad, admite que se encuentran en el diseño y perfeccionamiento del prototipo. En este punto, es importante señalar que la propuesta está avalada por el saber hacer de la empresa valenciana Essedi, que se ha encargado de dotar de la tecnología necesaria a la herramienta.

Los ejercicios planteados, según detalla Bausela, se agrupan por temas en relación con las principales dimensiones que se engloban bajo el concepto de funciones ejecutivas. En concreto, se trabaja la flexibilidad para que los usuarios adquieran facilidad a la hora de cambiar de una actividad a otra. A esta se suma la regulación emocional. «Es importante saber reconocer las emociones propias y ajenas», puntualiza para, más tarde, añadir que la aplicación hace énfasis en la capacidad de ordenar, lo que ayuda a desarrollar el concepto de número cardinal y ordinal.

Otros puntos «interesantes» que potencian estas actividades son la memoria de trabajo a través de los números en orden directo e inverso; las iniciativas que tienen como objetivo que los niños aprendan a contar historias; las clasificaciones jerárquicas de clases; la atención selectiva; la planificación y el razonamiento emocional. En base a este punto, Esperanza Bausela lanza dos cuestiones sobre las que giran los ejercicios: ¿Qué hace un buen amigo? o ¿qué te dices a ti mismo cuando te enfadas?

En este sentido, comenta que las ventajas son varias. Destaca que es una aplicación online que, además, se ha desarrollado en diversas lenguas –castellano y euskera, principalmente–. En segundo lugar, la psicóloga vallisoletana indica que permite la monitorización y personalización de la atención de niños con déficits en las funciones ejecutivas, presentes en diferentes trastornos del neurodesarrollo, como el TDAH, TEA, problemas específicos del aprendizaje… «Es fácil de aplicar por parte de maestros y profesores». Y, agrega, se usa en el contexto en el que se desarrolla el niño: familia y escuela. El cierre a los valores añadidos de esta solución, que ahora mismo busca financiación externa, lo pone que brinda la posibilidad de comparar el rendimiento en ambos contextos de desarrollo, a la vez que evalúa dimensiones ejecutivas en una misma aplicación.

El proyecto arrancó hace 15 años con la lectura de la tesis doctoral en la Universidad de León. Poco a poco fueron dibujando cada detalle. Aunque existen otras plataformas, estas, tal y como señala, trabajan de forma individual, aislada y descontextualizada algunas dimensiones ejecutivas dirigidas a la población general. El camino no ha sido fácil, pero han contado con la ayuda de Obra Social La Caixa, Fundación Caja Navarra y el Centro Asociado de Tudela de la Universidad Nacional de Educación a Distancia.

En esta línea, reconoce que la transferencia de conocimiento es «valorada» por la Comisión Nacional Evaluadora de la Actividad Investigadora, si bien Esperanza Bausela lamenta que todavía existan «pocas posibilidades de financiación» a través de convocatorias públicas en el ámbito de las Ciencias Sociales y Humanas o bien en el entorno de la empresa, vía mecenazgo, por ejemplo.

Adelanta que el siguiente paso podría ser adaptarlo a más lenguas que el usuario pudiera demandar. «Se ha intentado evitar la carga verbal recurriendo a imágenes», matiza la vallisoletana, quien considera que sería «fundamental» y, en ocasiones, «necesario» que las instrucciones de padres y maestros sean «claras y accesibles» y estén adaptadas a la diversidad lingüística de usuarios. En estos momentos, la profesora de la UPNA avanza que están planificando su desarrollo, eso sí, los siguientes movimientos «están condicionados» por la disponibilidad de financiación.

 

Última hora

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria