Diario de Valladolid | Domingo, 18 de agosto de 2019

La Pilarica critica que Adif ponga muros y aislamiento en el paso a nivel del barrio en Valladolid

El colectivo vecinal cree que “toda la fuerza y promesas” con las que llegó el nuevo equipo de gobierno al Ayuntamiento se “han diluido entre negociaciones sin término”

ICAL 11/03/2016

La Asociación de Vecinos de La Pilarica criticó hoy que en lugar de una plaza soterrada y un túnel Adif solo se ven muros y, con ello, el aislamiento en el paso a nivel del barrio en Valladolid. “Son doscientos días y no se han consolidado las promesas de esta empresa pública y el Ayuntamiento, con una plaza de Rafael Cano abierta que aminore un barrio aislado y un paso subterráneo que dé solución al tráfico en Casasola para poner fin a la barrera ferroviaria”, indicó en un comunicado.

Los vecinos aseguraron que el Administrador de Infraestructuras Ferroviarias ha retirado el remodelado paso a nivel, que nunca llegó a abrir -con 5 cámaras de grabación, paneles de caucho nuevos para el paso de vehículos y peatones, señalización, barreras, barandillas y embaldosado,...- “para levantar el muro de la vergüenza”.

En estos días,  explicaron que está desmantelando el paso y, “tras apoderarse de un trozo más de acera”, está levantando el muro definitivo que cierra el paso a nivel del barrio. “Como siempre, no tiene presente a las personas, sólo sus intereses: la alta velocidad que en lugar de facilitar aísla y crea separación”, añadieron.

En opinión del colectivo vecinal, “toda la fuerza” con la que llegó el nuevo equipo de gobierno al Ayuntamiento, “con promesas previas y post-electorales”, se ha diluido entre negociaciones “sin término que sólo consiguen provocar el desencanto de los vecinos que piensan si nuevamente hemos sido ninguneados por nuestros regidores”.

“El tiempo pasa y nos vamos haciendo viejos”, sostuvo la Asociación de La Pilarica, al tiempo que recordó que “lo malo es que los más ancianos del barrio temen no llegar a ser tan viejos como para ver el deseado soterramiento del tren al pensar  ellos, y quién sabe si también nosotros, su estaremos bajo tierra antes que el tren”. Con estos 200 días de aislamiento, los vecinos concluyeron señalando que  ADIF les “regala un nuevo muro donde poder denunciar sus vergüenzas” y que ya lo les quedan “fuerzas suficientes e imaginación para aguantar en esta lucha hasta el final, que sólo puede ser la eliminación de barreras”.