Diario de Valladolid | Viernes, 17 de enero de 2020

Antonio Márquez recupera la esencia de ‘Medea’

El teatro Calderón arranca la temporada con dos «obras emblemáticas» de la danza: ‘Medea’ y ‘Bolero’

ANA DE LA FUENTE / VALLADOLID 04/10/2019

El teatro Calderón inaugura hoy la nueva temporada con la compañía de Antonio Márquez y dos coreografías emblemáticas de la danza:Medea y Bolero. La primera, creada por el maestro Granero hace 35 años, se reestrena ahora en el coliseo vallisoletano gracias al tesón de Antonio Márquez para recuperar «la esencia de la obra cumbre» de la danza española.

Artistas como Helena Martín (Medea), Lupe Gómez (Nodriza) o Currillo (Creonte) -estos dos últimos ya encarnaron estos mismos personajes hace 34 y 25 años, respectivamente- compartirán escenario con el maestro Antonio Márquez en el papel de Jasón y con una veintena de bailarines más. Es un espectáculo «mágico», destacó el bailarín y coreógrafo andaluz. «El director artístico Javier Palacios ha conseguido sacar el mismo sentido que le puso el maestro Granero y sobre el escenario veremos a la verdadera Medea».

Helena Martín será la artista invitada encargada de dar vida a Medea, «un personaje apasionante, lleno de aristas, de precipicios, de luces y de sombras», destacó la bailarina.

Medea, en cuya creación para el Ballet Nacional participaron Manolo Sanlúcar y Miguel Narros, transmite «la esencia» de Granero, quien siempre se caracterizó por «crear movimiento a través de la personalidad de cada intérprete».

En este sentido, Antonio Márquez alentó a los nuevos bailarines a arriesgarse más en el escenario y a que prioricen «el sentimiento y su personalidad por encima de la técnica».

«Un bailarín es también un actor y es importante que en los conservatorios y en las escuelas de danza se inculque a los jóvenes que den sentido a los pasos y no sólo a ser perfectos. Una pieza de danza puede estar muy lograda pero si le falta el sentimiento el público lo nota enseguida. Hay que enseñar la técnica, pero también hay que enseñar a sacar lo que cada uno siente», dijo, al tiempo que reclamaba más compañías para que los bailarines aprendan danza española y mayor atención para esta disciplina.

«Es una lástima que a los políticos no les interese la danza», sentenciaba Lupe Gómez, quien reclamó el mismo apoyo que se brinda a otros géneros. «Somos la hermana pobre de las artes».

Frente a la alegría por la puesta de largo de este espectáculo, ayer todos mostraban también su tristeza por el anuncio de la desaparición de la compañía de Víctor Ullate ante la falta de ayudas. Casualmente, según recordó el director artístico del teatro Calderón, José María Viteri, hace ahora justo un año, Ullate recalaba en el teatro vallisoletano con 30 años de danza, un espectáculo con el que celebraba sus tres décadas de andadura.

Junto a Medea, se presentará Bolero, otra obra «emblemática» estrenada en 2005 y que ha girado por los escenarios de todo el mundo. La cita, hoy y mañana a las 20,30 horas y el domingo, día 6, una hora antes. Los precios, entre 15 y 45 euros.