Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

El Pucela silencia el Bernabéu

Logra un merecido empate al anular a un Real Madrid sin ideas / En la segunda parte se lanza al ataque en busca del triunfo y desaprovecha varias ocasiones para batir a Courtois / Waldo, brillante en la media hora que jugó

JOSÉ JAVIER ÁLAMO
25/08/2019

 

El fútbol le debía una al Real Valladolid en el Santiago Bernabéu. Esta vez hubo justicia en el marcador a diferencia de lo ocurrido la pasada temporada. El gol de Benzema en el minuto 81 ponía el partido cuesta arriba pero el Valladolid acertó ayer al menos en una ocasión y logró un empate que le sabe a poco. Esa es la gran realidad. Los hombres de Sergio realizaron un magnífico segundo tiempo al que le faltó más acierto en los pases cerca del área cuando más sufría el Madrid. Antes de que llegase el 1-0 en el minuto 81, el Valladolid desaprovechó varias ocasiones para ponerse por delante en el marcador.

El Madrid estuvo incómodo sobre el césped y el mérito lo tuvieron los jugadores del Valladolid con sus férreos marcajes y el orden defensivo. Es cierto que el primer tiempo fue un monólogo. Se jugó casi siempre en campo visitante pero fueron numerosas las veces que el Madrid finalizó sus llegadas al área con centros desde las bandas. No encontraba huecos por dentro, Isco jugaba más en horizontal que en vertical y Marcelo y Carvajal optaban por los centros bombeados buscando a Benzema.

El Valladolid apenas se acercó a los dominios de Courtois y en su mejor ocasión Ünal estuvo muy lento a la hora de finalizar el contraataque. El Madrid lanzó en multitud de ocasiones pero sus remates salieron casi siempre desviados y en los que fueron entre los tres palos el balón terminó en las manos de Masip que tuvo tiempo para blocarlo sin apuro alguno.

El guión varió tras el descanso. El Madrid seguía con las mismas dificultades para crear acciones de peligro y el timorato Valladolid había dejado sus dudas en el vestuario y daba varios pasos adelante en busca del gol. El Madrid no era ese equipo demoledor que te destroza si le dejas espacios y si no marcas bien a sus jugadores letales. El objetivo de puntuar en el Bernabéu no era una misión imposible.

El cambio de Waldo por el lesionado Moyano en el minuto 59 fortaleció al Valladolid en ataque. Pedro Porro retrasó su puesto al lateral derecha y Waldo comenzó su particular recital por la banda izquierda, incluido un caño a Vinicius que silenció el Bernabéu. El extremeño tiene un guante en su pierna derecha y a ese talento se le suma una velocidad propia de un atleta de 100 metros.

El Madrid ya ni llegaba a los dominios de Masip aunque Jovic pudo marcar en un cabezazo al larguero. El Valladolid había logrado anular a sus teóricas estrellas y tenía bien amarrado su primer objetivo que era dejar la portería a cero. Pero había que ser ambicioso y el Valladolid lo fue mucho más desde que Waldo pisó el césped. Resultó fácil superar a Kroos y Casemiro en el centro del campo. El Valladolid lo hizo sin dificultad y le bstaron tres o cuatro toques para llegar al área. El problema es que falló demasiado en los últimos pases y facilitó el trabajo de Sergio Ramos y de Varane.

En los 20 últimos minutos el partido era un correcalles. Podía marcar cualquiera de los dos equipos pero era el Valladolid quien más criterio mostraba en la circulación del balón. Guardiola falló el último pase en una contra que pudo acabar en gol, Waldo probó fortuna con un lanzamiento desviado por Courtois y Guardiola remató desviado en una posición forzada sin advertir que Ünal estaba detrás y hubiera recibido solo el balón tras el centro medido de Nacho.

Benzema apagó los silbidos que por momentos se escuchaban en las gradas. Una vez más, el delantero francés acudió al rescate de un Madrid que ayer se pareció más al de la pretemporada que al que debutó la semana pasada en Vigo. Era el minuto 81 y quedaba muy poco tiempo para la reacción pero este Valladolid aprende de sus errores y le metió una velocidad más al partido. A pesar del 1-0, el Madrid no cantaba victoria y hasta perdía tiempo para mantener la posesión del balón ante la presión que ejercían los hombres de Sergio. El esfuerzo del Valladolid tuvo recompensa, Óscar Plano cogió el balón, se acercó al área y dio un pase al hueco que aprovechó Guardiola para batir a Courtois. Era el premio al buen juego del segundo tiempo y a esa perseverancia que acompaña siempre al Valladolid.

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria