Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Menú Accede
Si ya eres usuario, accede...

Recordarme

¿No recuerdas tu contraseña?
Accede con redes sociales...
Si todavía no eres usuario, regístrate...

¡Regístrate ahora! para recibir los titulares del día en tu e-mail.

¡Regístrate ahora! para poder comentar noticias, participar en sorteos y concursos.

Condenan a un médico de Burgos por no efectuar seguimiento postoperatorio a un paciente ocasionándole una peritonitis con perforación de esófago

Se acusa al facultativo de ausentarse tras dos operaciones a la víctima que, finalmente, fue remitido de urgencia al Hospital Universitario de Burgos con daños severos

ICAL
18/10/2017

 

La Audiencia Provincial de Burgos ha dictado Sentencia, tramitada por los Servicios Jurídicos de la Asociación ‘El Defensor del Paciente’, mediante la cual declara la responsabilidad del doctor B.S.A. y de la entidad  Agrupación Mutual Aseguradora (AMA) “por el defectuoso tratamiento médico prestado” al paciente E.M.D. al estimar que hubo “una asistencia sanitaria deficiente que le ha causado graves daños”. El afectado, en la actualidad presenta graves secuelas que no se han cuantificado en este pleito, iniciando próximamente las acciones pertinentes para reclamar una indemnización de los daños y perjuicios, según informaron hoy fuentes del Defensor del Paciente. 

Los hechos se remontan a septiembre de 2012 cuando el paciente, de 72 años de edad, , acudió   a la consulta del doctor B.S.A., especialista en Cirugía General con consulta en Aranda de Duero (Burgos). La víctima fue diagnosticada de esófago de Barret, en el contexto de hernia de hiato. El facultativo aconsejó al paciente que se sometiera a una intervención quirúrgica consistente en una operación antirreflujo laparoscópica. 

El doctor adujo que dicha intervención “mejoraría su calidad de vida, y evitaría problemas futuros, siendo una intervención sencilla y frecuente que no tenía ninguna importancia en la que apenas estaría ingresado tres días”.

La misma se llevó a cabo el 29 de noviembre de 2012 en el  Hospital de Burgos ‘Las Recoletas’. La sentencia argumenta que tras la citada intervención el facultativo se ausentó produciéndose los daños al paciente que anteriormente se señalan y que la misma analiza.

La sentencia reprocha que “el médico demandado estaba obligado a realizar un seguimiento riguroso del postoperatorio, y por ello estar atento a los síntomas que presentaba el paciente, practicando las pruebas pertinentes a efectos se si habían verificado tales riesgos.  Sin embargo, “el demandado extendió una parte de alta del enfermo señalando una evolución favorable, que dejó firmado una vez realizada la operación y sin esperar a verificar cómo evolucionaba la situación del paciente, lo cual de partida ya supone una actuación anómala y no acorde con las exigencias de una buena praxis médica”.

Asimismo, estima que “no realizó de modo personal el seguimiento de la evolución del paciente, dado que se ausentó y sólo acudió para realizar la segunda operación con fecha de 4 de diciembre del mismo año delegando el seguimiento en los médicos del Hospital “Recoletas”, lo cual supone otra anomalía pues es el médico que realiza la operación quien debe realizar tal seguimiento, y en caso de estar impedido para ello debe delegar en un médico especialista y competente para ello”. 

Con todo, añade un un tercer reproche al no existir documentación precisa de las dos operaciones practicadas los días 29 de noviembre y 4 de diciembre de 2012, “pues no constan los partes de las operaciones, lo cual impide determinar con la debida precisión las técnicas médicas que se emplearon a la vez que se originan dudas sobre las mismas”.

La sentencia añade que, tras la segunda intervención, el doctor volvió a ausentarse y a delegar el seguimiento en los médicos del hospital, mientras que el paciente continuó presentando síntomas preocupantes, como hipotensión arterial, un gran hematoma en extremidades inferiores y edema testicular, anemia severa, ante lo cual se aumenta la analgesia.

Ante los síntomas y quejas del paciente se reaccionó con mayores dosis de analgésicos, realizándose la segunda operación del cuatro de diciembre para solventar un problema de hemorragia, y que nada solucionó, y que incluso el día seis se retiró la sonda nasogástrica y se indicó al paciente alimentación por líquidos y sólidos blandos, lo que se ha reconocido está contraindicado y agravó la situación, siendo preciso, ante la gravedad de los síntomas que presentaba el paciente el día siete, remitirlo al Hospital Universitario de Burgos donde tras realizarse un TAC se detectó la peritonitis con perforación del esófago un cuadro de sepsis avanzada.

Para la doctora Carmen Flores, presidenta de la Asociación ‘El Defensor del Paciente’, es importantísimo que se conozcan este tipo de actuaciones, dado que están en juego las vidas de los pacientes: “No es admisible que tras una intervención quirúrgica el cirujano no realice ningún seguimiento personal de la evolución del postoperatorio como es su deber, llegando incluso a firmar de modo anticipado un parte de alta con evolución favorable”.

La defensa ha sido llevada a cabo por el abogado Santiago Díez, del Bufete SDS Legal, especialistas en Derecho sanitario y adscritos a los Servicios Jurídicos de ‘El Defensor del Paciente’ en Castilla y León.

 

Última hora

© Copyright Editorial Castellana de Impresiones SL
C/ Manuel Canesi Acevedo, 1. 47016 Valladolid. España
Contacte con nosotros: local.va@dv-elmundo.es

Editorial Castellana de Impresiones SL se reserva todos los derechos como autor colectivo de este periódico y, al amparo del art. 32.1 de la Ley de Propiedad Intelectual, expresamente se opone a la consideración como citas de las reproducciones periódicas efectuadas en forma de reseñas o revista de prensa. Sin la previa autorización por escrito de la sociedad editora, esta publicación no puede ser, ni en todo ni en parte, reproducida, distribuida,comunicada públicamente, registrada o transmitida por un sistema de recuperación de información, ni tratada o explotada por ningún medio o sistema, sea mecánico, fotoquímico, electrónico, magnético, electro óptico, de fotocopia o cualquier otro en general.

Edigrup Media: Diario de León | Diario de Valladolid | El Correo de Burgos | Heraldo-Diario de Soria